El presidente Mauricio Macri firmó este domingo el DNU que impone controles en el acceso a dólares para tratar de llegar al 10 de diciembre.

En medio de la crisis que enfrenta el Gobierno a causa del dólar, a través de un decreto de necesidad y urgencia publicado este domingo se establecieron una serie de restricciones en el mercado de cambios. En concreto, el Gobierno dispuso un tope de compra mensual de u$s10.000 para personas físicas.

En paralelo, fuentes oficiales informaron que "no podrán realizarse transferencias de fondos de cuentas al exterior de más de u$s10.000 por persona por mes".

Sin embargo, desde el Banco Central aclararon que "nadie está limitado para extraer dólares de sus cuentas, ni personas físicas ni jurídicas" y que tampoco habrá restricciones sobre viajes. 

Desde la entidad que conduce Guido Sandleris especificaron además que que "las empresas no podrán comprar dólares para atesorar" y que el Banco Central deberá autorizar la compra de moneda extranjera y las transferencias al exterior en función de las condiciones vigentes en el mercado cambiario.

En tanto, aclararon que "no hay restricciones para la importación o pago de deudas a su vencimiento". 

 

Fuente: iprofesional.com

Compartir

Comentarios