El gobernador Sergio Casas, acompañado por el secretario de Cultura Víctor Robledo, participó del anuncio que realizó el paleontólogo de Crilar y Conicet, Lucas Fiorelli, del hallazgo de una fauna de enormes vertebrados que precedió al origen de dinosaurios y mamíferos.

Según el estudio efectuado en la zona, se determinó que esta especie habitó el Parque Nacional Talampaya unos 237 millones de años atrás. Esta fauna no fue hallada en ningún otro lugar del mundo y es única para el Triásico de Gondwana. La investigación de paleontólogos y geólogos de Crilar y Conicet llevó 7 años de trabajo. 

El anuncio se llevó a cabo en el Salón Blanco de Casa de Gobierno y contó con la participación de los investigadores Sebastián Rocher y Martín Hechenleitner, el director del Crilar Francisco Prebosti, los secretarios General de la Gobernación Gastón Mercado Luna, de Prensa y Difusión Luis Solorza, el subsecretario de Artes y Gestión Cultural Nicolás Halkett, el intendente de General Ocampo Pedro Ferrari, entre otros.

Esta novedosa fauna fósil del Triásico riojano estaba compuesta por dicinodontes, rincosaurios y pequeños precursores (antecesores) de los mamíferos. Pero principalmente estaba integrada por enormes y terribles predadores antepasados de los cocodrilos de hasta 5 metros de largo.

Uno de ellos, la especie más numerosa hallada fue un temible predador al cual denominaron Tarjadia, cuadrúpedo con enorme cráneo y grandes dientes afilados, con su cuerpo cubierto completamente por un escudo de grandes placas óseas.

Esta fauna precedió unos 6 millones de años la aparición de los primeros dinosaurios y mamíferos, origen que también se registra en la Cuenca Ischigualasto-Villa Unión.

Compartir

Comentarios